Que el cielo la juzgue

8 Dic

Gene Tierney, la actriz más fascinantemente bella de todos los tiempos, como encarnación de los celos. Que el cielo la juzgue, un cuento trágico, a todo color, para Bandeja de Plata.

.

.

“En mi opinión, los celos son el peor de los defectos, porque convierte en víctimas a ambas partes.”

Gene Tierney

.

.

Que el cielo la juzgue

.

Que el cielo la juzgue

.

Año: 1946.

Director: John M. Stahl.

Reparto: Gene Tierney, Cornel Wilde, Jeanne Crain, Mary Philips, Darryl Hickman, Ray Collins, Vincent Price.

Filme

.

            Ninguna actriz, jamás, ha logrado igualar la hermosura y la fotogenia que lucía Gene Tierney en una pantalla de cine. Una mujer capaz de resplandecer entre la mugre sureña de La ruta del tabaco, capaz de personificar la razón misma de la existencia en El diablo dijo no, capaz de enamorar y arrastrar a la perdición al grupo de hombres que contemplaran su retrato en Laura, capaz de robarle el corazón a un espectro huraño en El fantasma y la señora Muir. Dos embrujadores ojos de azul cristalino engarzados en un rostro de diosa renacentista para encarnar las virtudes físicas, artísticas y poéticas del ser humano. Un paisaje edénico, un ideal de virtud.

            Que el cielo la juzgue es una de las escasas películas donde Tierney rompe con esta declaración de perfección e interpreta a un personaje netamente negativo que, como el negro Otelo shakesperiano, representa a los celos hechos carne [más]. El filme no emplea la inmaculada belleza de Tierney para esconder el reverso oscuro de una vampiresa. Al menos, no de una vampiresa al uso [más]. La fuerza malévola de sus acciones procede de la odiosa corrupción, inconsciente y enajenada, de un concepto puro y positivo: el amor. En Que el cielo la juzgue, el amor es esgrimido como declaración de entrega incondicional al ser amado, pero también como amenaza y condenación.

            [más] John M. Stahl rueda un cuento ilustrado en colores desaforados y narrado por capítulos, como si de un pasaje de Las mil y una noches se tratase. [más] Tan artificial, en definitiva, como el atractivo de la protagonista y, a semejanza de él, absolutamente hipnótico.

El melodrama, a medio camino entre el romance obsesivo y la intriga sentimental, nace entre imágenes paroxísticas [más] y alimenta después su tragedia entre detalles inquietantes que, paulatinamente, desgajan la máscara de Ellen y revelan su entraña pútrida [más].

            Pero Stahl, con Jo Sweling en el guion, no logra o no desea explotar el drama privado de esta mujer, villana a su pesar, rehén de su naturaleza nefasta, y convierte el personaje en una caricatura de maldad con el que resulta difícil establecer comprensión, no digamos ya compasión. [más] una deriva hacia un precursor de esos ‘psycho thrillers’ encaramados al estereotipo de la mujer que ha perdido los nervios [más].

El esfuerzo de seducción de Tierney –esa manera de insinuarse, la forma de decir “for ever”, la insolencia de su pretendida turbación, su impulsividad arrolladora- se diluye en una interpretación más desorientada a medida que Ellen, y con ella la película, pierde el norte en un delirio que, sí, prolonga la irrealidad planteada desde un primer momento, pero que, en cambio, dilapida su interés en el empacho y la desmesura. [más]

.

Nota IMDB: 7,7.

Nota FilmAffinity: 7,6.

Nota del blog: 6.

6 comentarios to “Que el cielo la juzgue”

  1. kaldina 8 diciembre, 2015 a 18:40 #

    Ando con ganas de algo ligero así que ya mismo la veré. 😀 Gracias!!

    • elcriticoabulico 8 diciembre, 2015 a 22:31 #

      Pues ligerita, ligerita… ésta no es.

      • kaldina 9 diciembre, 2015 a 00:18 #

        jajajaja… eso me pude dar cuenta después de verla, pero igual me gustó.

      • elcriticoabulico 10 diciembre, 2015 a 17:05 #

        ¡Entonces no hay problema!

  2. Hildy Johnson 9 diciembre, 2015 a 00:10 #

    Uno de los reyes del melodrama, John M. Stahl, regala una imagen icónica: esa Gene Tierney impasible,silenciosa, con gafas de sol oscuras en una barca y terriblemente bella pero sin compasión alguna… viendo cómo ocurre algo tremendo ante sus ojos (algo que ella misma ha provocado). Guauuu, solo por esa escena merece la pena verla…

    Beso
    Hildy

    • elcriticoabulico 10 diciembre, 2015 a 17:04 #

      La película tiene escenones, pero creo que el personaje de la Tierney merecía mejor suerte, la verdad. Es lo que me parece que estropea la película.

      Besos.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: