Tag Archives: Ballena

Moby Dick

7 Jul

John Huston se sumerge en las lecturas simbólicas y trascendentales de la novela monumental de Herman Melville para reducirla y concentrarla en un atronador largometraje acerca del enfrentamiento entre el individuo y los poderes superiores a él -Dios, la naturaleza, la consciencia de la muerte inexorable-. Acerca de la moral, el pecado, la obsesión, la venganza irracional. Moby Dick resopla en la sección de cine clásico de Bandeja de Plata.

.

Sigue leyendo

En el corazón del mar

7 Abr

En el corazón del mar

.

Año: 2015.

Director: Ron Howard.

Reparto: Chris Hemsworth, Benjamin Walker, Cillian Murphy, Tom Holland, Brendan Gleeson, Ben Whishaw, Michelle Farley, Frank Dillane, Osy Ikhile, Gary Beadle, Joseph Mawle, Paul Anderson, Charlotte Riley.

Tráiler

.

            No deja de resultar paradójico el planteamiento de En el corazón del mar, que parece aspirar a encontrar la realidad detrás de la historia concebida en Moby Dick -relato fundamental de la literatura estadounidense y universal-, pero al mismo tiempo termina por entregarse a lecturas alegóricas y trascendentales semejantes a las de una novela ubérrima en interpretaciones morales y merafísicas.

            La traducción del mito literario a realidad factual -bastante similar esas innecesarias precuelas que buscan la recomposición psicológica de personajes populares concebidos prácticamente desde la abstracción-, se orienta en En el corazón del mar hacia la exposición de un mensaje de actualidad -la superposición del beneficio económico sobre cualquier otra consideración, la rebeldía que supone regresar a valores humanísticos y ecológicos-, en el que el elemento precipitador es, de nuevo, una ballena de proporciones y comportamiento sobrenaturales -el acecho sigiloso como un monstruo de cine de terror, su contacto sensorial y casi místico con el protagonista, su identificación con la tormenta como instrumentos de la voluntad, las admoniciones y las enseñanzas de fuerzas superiores al hombre-.

            Aunque narrada con pulso solvente -a pesar de decisiones estéticas cuestionables en algunos primerísimos planos de fotografía demasiado digital o con exceso de añadidos veristas- esta situación deja al filme navegando entre dos aguas y sin terminar de adentrarse en ninguna de ellas, puesto que ni es una película de aventuras marinas y supervivencia particularmente vibrante -le falta fisicidad, sensación de sufrimiento entre tanto trabajo de ordenador- ni su faceta reflexiva y/o espiritual posee demasiado calado -también con tópicos del género como el duelo en cubierta entre personalidades antagónicas-.

.

Nota IMDB: 6,9.

Nota FilmAffinity: 6,3.

Nota del blog: 6.

Whale Rider

10 Jun

“La sangre joven no obedece un viejo mandato.”

William Shakespeare

 

 

Whale Rider

 

Año: 2002.

Director: Niki Caro.

Reparto: Keisha Castle-Hughes, Rawiri Paratene, Vicky Haughton, Grant Roa, Mana Taumaunu, Cliff Curtis.

Tráiler

 

 

            La devoción es ciega. No sabe ni cree más el que más lo desea, sino el aquel que logra guardar la suficiente distancia como para comprender la perspectiva total del asunto. No hay nada para ello como una mirada nueva, ingenua y joven.

            Whale Rider presenta el desafío vital de una niña maorí en la isla norte de Nueva Zelanda por hacerse un hueco en el mundo, por reivindicarse en su verdadero valor como persona y como mujer a ojos de una sociedad férreamente patriarcal, retrógrada, representada por su abuelo, firme defensor de la ortodoxia de unas tradiciones anacrónicas, obcecado en la búsqueda de un líder mesiánico incluso hasta el punto de, en su frustración, convertir en chivos expiatorios a todo aquel inocente que le rodea.

Así la joven Paikea afronta tres conflictos en uno: el choque inevitable entre tradición y modernidad, la discriminación sexual y los inevitables ritos de paso de la madurez para lograr un papel de líder que siente en su interior como parte de su destino pero que la ciega tradición le niega.

            Niki Caro, aprovechando el cierto relanzamiento internacional del cine neozelandés al abrigo de la trilogía de El señor de los anillos, rodada con el impresionante marco natural del país, explota el exotismo de la cultura maorí al servicio de un cuento de carácter universal.

Con la sencillez como principal instrumento, consigue alejar a la cinta del tópico facilón y el melodrama barato para ofrecer una narración desarrollada con frescura, cuidado, corrección y buen gusto. A esto se añade una gran dirección de intérpretes, donde destaca el convincente trabajo de la debutante Keisha Castle-Hughes, posteriormente nominada al Oscar a mejor actriz principal. Será, con catorce años, la candidata más joven de la historia.

            No obstante, Whale Rider, presa del ritmo sosegado de un argumento de estructura de sobra conocida, tampoco alcanza cotas de gran intensidad, manteniéndose como una pequeña fábula agradable de ver en todo momento que reivindica la necesidad del autoestima de la juventud y su reconocimiento ajeno, en especial de los injustamente marginados. No es poco.

 

Nota IMDB: 7,6.

Nota FilmAffinity: 7,1.

Nota del blog: 6.

Orca, la ballena asesina

4 Jun

 “Dadme lo mismo, pero diferente.”

Blake Snyder

.

.

Orca, la ballena asesina

.

Año: 1977.

Director: Michael Anderson.

Reparto: Richard Harris, Charlotte Rampling, Will Sampson, Peter Hooten, Bo Derek.

Tráiler

.

            Dos años después de que Spielberg reventara las taquillas con Tiburón, el avezado productor Dino de Laurentiis olió el negocio, al igual de que muchos otros imitadores, y se encargó de proponer un tema similar, pero obviamente a mayor escala, recurriendo a una amenaza animal más grande y más peligrosa, premisa que, de hecho, se aplica de manera nada sutil en la primera escena de la película, cuando una orca destroza la amenaza de un terrible gran tiburón blanco.

             Tras reunir a gente con oficio como el director Michael Anderson, los intérpretes Richard Harris y Charlotte Rampling y con el prolífico Ennio Morricone en la banda sonora –que no hace un mal trabajo, pese a la horrenda canción de cierre-  la propuesta se acompañaba además de un giro argumental que podría ser atractivo pero que finalmente será la perdición de la película: trasladar el punto de vista de la acción hacia el animal, que no es ni mucho menos el malo de la función, sino que, al igual que en cualquier film de acción y violencia, verá como su familia de sonrientes y dulces cetáceos muere ante sus ojos, lo que desencadena su furiosa venganza sobre el responsable accidental, Nolan (Richard Harris), un cazador de animales marinos para acuarios.

             Conciencia ecológica mal entendida y peor llevada, con unas ballenas totalmente idealizadas, inteligentes y virtuosas hasta el ridículo, que dan lugar a multitud de aventuras del todo inverosímiles, incluido un final de persecución obsesiva al más puro estilo capitán Ahab, que hace que ni se aprovechen las virtudes explotadas por Tiburón al carecer de todo suspense o tensión, ni se lleve a cabo una obra ecológica con un mensaje en condiciones.

A esto se suma algún tópico como el del indígena (Will Sampson, conocido por su trabajo en Alguien voló sobre el nido del cuco) que parece tener una conexión mística y superior con el problema y al luego es inútil como el que más y otros fallos argumentales como la relación descolgada y sin interés entre Harris, que hay que reconocer que hace lo que puede con la parte que le toca, y la bióloga marina que interpreta con poca convicción la bella Charlotte Rampling.

Debut poco erótico de Bo Derek, uno de los mitos sexuales del momento.

Fallida en todos los aspectos.

 

Nota IMDB: 5.

Nota FilmAffinity: 5,1.

Nota del blog: 2,5.

A %d blogueros les gusta esto: