Heavy Metal 2000

24 Oct

Heavy Metal es rock & roll a todo volumen, mujeres desnudas, extraterrestres,… Lo normal.”

Michael Schlesinger

 

 

Heavy Metal 2000

 

Año: 2000.

Directores: Michael Coldewey, Michel Lemire.

Reparto: Julia Strain, Michael Ironside, Pier Paquette, Billy Idol, Sonja Ball, Rick Jones.

Tráiler

 

 

             Para el cambio de milenio, los adolescentes pajilleros y fumetas (es un decir, con todos los respetos) que en 1983 habían alucinado viendo en pantalla el descaro y la sexualidad explícita de Heavy Metal, ya eran lo suficientemente grandes como para crear su propio juguete: una segunda parte que es un homenaje del homenaje de la popular y libérrima revista de ciencia ficción y erotismo canadiense, traslación de la francesa Métal Hurlant.

             Para la fiesta, los nuevos creadores del proyecto renuncian al mosaico de historietas de la primera parte para desarrollar un relato futurístico, basado en The Melting Pot, novela gráfica ajena a la revista pero de similar sensibilidad, creada por Kevin Eastman (co-autor de Las tortugas ninja y editor en jefe de Heavy Metal desde 1991), Simon Bisley y Eric Talbot, y que recuerda bastante al segmento Taarna de la precedente, incluso con la referencia al striptease invertido de la aguerrida y voluptuosa heroína (cuya voz presta la chica penthouse y actriz de serie B Julia Strain, pareja de Eastman).

             De nuevo, Heavy Metal 2000 presenta la lucha del Bien contra el Mal propiciada por un objeto de resplandor verdoso –también recuerdo del Loc-nar de la anterior- que promete la vida eterna, sumado a una venganza épica familiar y todo ello con el mismo aire de cómic de espada y brujería mezclado con La guerra de las galaxias.

              La animación más lujosa con insertos digitales, el gamberrismo más directo, los guiños al cosmos en el que se inscribe la cinta, los pubis rasurados y algo más de argumento favorecido por el desarrollo de una única trama (aunque su coherencia tampoco es lo realmente importante), marcan el cambio generacional en la realización de este nuevo Heavy Metal. También signo de los nuevos tiempos -y de su carácter de prolongación devota- son un menor encanto, tanto en la factura técnica (el rotoscopio era tan efectivo como entrañable, sobre todo frente a los rígidos y fríos insertos digitales) como en la irreverencia, más impostada, menos auténtica.

               No obstante, el filme es ágil, respeta la hora y media de duración y mantiene el nivel de entretenimiento púber y descerebrado, que es lo que contaba.

 

Nota IMDB: 5,2.

Nota FilmAffinity: 5.

Nota del blog: 6,5.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: