Archivo | 15:47

Elephant

17 Sep

“A los chicos de Columbine no les diría una sola palabra, escucharía lo que ellos tiene que decir, que eso es lo que no ha hecho nadie.”

Marilyn Manson

 

 

Elephant

 

Año: 2003.

Director: Gus Van Sant.

Reparto: Alex Frost, Eric Deulen, John Robinson, Elias McConnell, BrittanyMountain, Nicole George, Jordan Taylor, Kristen Hicks, Matt Mallory, Carrie Fincklea.

Filme

 

 

            En principio, unir el nombre de Gus Van Sant a un proyecto en el que se recrease, con variaciones, la tragedia de Columbine no parecía una mala idea. Vista su trayectoria, en la que abundan retratos del mundo juvenil estadounidense, la inadaptación y la marginalidad, los centros educativos, la violencia idiosincrásica del país e, incluso, la muerte, desde un punto de vista capaz de alternar par ello un estilo convencional con uno más experimental, embarcarse en una exploración de la masacre de quince personas –incluídos los perpetradores- por parte de dos alumnos de un instituto normal de la América más prototípica parecía una cuestión casi de lógica.

             Sin embargo, la versión más aventurera y renovadora (desde la parquedad) de Van Sant en lo formal –línea cronológica fraccionada, empleo sugestivo de la música, el color y el encuadre, desprecio por la elipsis y juego con la velocidad de la imagen,…- aparece entremezclada y contrastada con su versión más vacua y acomodaticia en el fondo.

             Ante el distraído foco del cineasta, perdido en las mil historias cotidianas, intrascendentes e inofensivas de la cotidianeidad, desfilan una decena de personajes con un supuesto drama a cuestas. Supuesto porque no es más que una mirada inane y tremendamente tópica que -llevando la contraria al exitoso y entonces reciente documental Bowling for Columbine, intrusista, polarizado pero lúcido e ilustrativo-, ni disecciona una sociedad de apariencia pulcra pero corazón tumultuoso, ni indaga en la vida del adolescente común en la peligrosa jungla del instituto, ni reflexiona sobre las causas de un horror inexplicable. Solo observa algo que dice ser ‘la normalidad’.

Si acaso apunta someramente al respecto a la pátina de indiferencia y autoinducida ignorancia necesaria para alcanzar los estándares de normalidad de la sociedad usamericana –la frialdad y superficialidad de las relaciones, trasladada también a la mirada de la cámara; la flagrante simpleza de los diálogos, la ausencia o presencia de unos adultos reducidos a sombras o a personajes imbéciles- o con el reflejo de un sistema y unos seres vacíos que produce un acto irracional y salvaje igual de vacío.

              Una antipelícula de instituto que, no obstante, se sirve de sus más tradicionales clichés por medio de una decena de figuras recortables de la revista Bravo versión americana –el chico con problemas en casa, el trío de niñatas pijas, los nerds, el rarito que va a su bola, los preciosos quarterback y animadora, las víctimas de los abusones,…- que desfilan por interminables pasillos en un arrebato de pretendida abstracción, poesía o hipnotismo que un servidor no acierta ver más que a ligeros y no demasiado interesantes destellos.

              Pretenciosa y, en mi opinión, hueca, bordeando un frívolo y poco adecuado ejercicio de estilo.

Palma de oro a la mejor película y mejor director en Cannes.

 

Nota IMDB: 7,2.

Nota FilmAffinity: 6,4.

Nota del blog: 4.

A %d blogueros les gusta esto: