Archivo | 17:14

A la izquierda del padre

3 Mar

“Por severo que sea un padre juzgando a su hijo, nunca es tan severo como un hijo juzgando a su padre.”

Enrique Jardiel Poncela

 

 

A la izquierda del padre

 

Año: 2001.

Director: Luiz Fernando Carvalho.

Reparto: Selton Mello, Raul Cortez, Juliana Carneiro da Cunha, Leonardo Medeiros, Simone Spoladore.

Tráiler

 

 

            El desgaste y declive de los viejos cineastas y métodos de producción del cine brasileño a comienzos de la década de los noventa y las nuevas legislaciones del gobierno sobre el sector audiovisual favorecieron el surgimiento de una nueva manera de hacer cine y de nuevos realizadores con una visión fresca y renovadora, muchos de ellos provenientes de campos como la publicidad, la ficción televisiva o la crítica cinematográfica.

Esta corriente, la Retomada, dará a luz obras de carácter independiente, no aferradas a códigos genéricos, que reflejan la realidad multicultural, variopinta y ciclotímica del Brasil del cambio de siglo, el eterno país del futuro. El reconocimiento internacional de la Retomada quedará patente, entre otros muchos galardones en festivales especializados, en las nominaciones al Oscar de cintas como El cuarteto, Cuatro días de Septiembre y Estación central de Brasil.

            Surgido precisamente de la pequeña pantalla, Luiz Fernando Carvalho estrenará su primera y hasta el momento última producción cinematográfica, un proyecto totalmente personal, de autor, basado en la novela Lavoura Arcaica del escritor brasileño de origen libanés Raduan Nassar.

A la izquierda del padre habla del conflicto entre tradición y modernidad, entre la religión distante y poco comprensiva y la naturaleza vital, preñada de pasiones ardorosas y emociones desgarradas, de una fe innata y vitalista; la oposición entre el padre hermético y estricto y la madre, símbolo de lo afectivo, del amor, el sentimiento; entre el padre, ascético y severo, y el hijo, rebelde desde su placer no reprimido.

             Carvalho traza el retrato del cambio de una familia, de un país y de unos tiempos con un estilo formal que bebe del lirismo de Terrence Malick en su reflejo de la conexión profunda del hombre con naturaleza de la que procede, del poder del pasado en la configuración del individuo, ilustrado a través del recuerdo y el flashback, subrayado por la introspección y el uso expresivo de la voz en off y la banda sonora, por los movimientos de cámara que posan su mirada, al igual que esas evocaciones del protagonista, en lo sutil y cotidiano como terreno del que dimana la poesía de lo terrenal, producto de una mirada limpia que no ha perdido la fe y la ilusión por las maravillas de un mundo complejo, iluminado por lo divino y por lo humano, a pesar de su búsqueda constante de las raíces, del paraíso perdido, de Dios.

             Sin embargo, pese al encomiable esfuerzo, la belleza de las imágenes y lo profundo de sus sentimientos, el director brasileño no consigue igualar la preciosa naturalidad del estadounidense, la precisión con la que incardina el tiempo, el espacio, lo interno y lo externo de sus personajes en el proceso de construcción del filme. Algunas escenas nacen forzadas por el abuso de la intensidad dramática, se estira demasiado el tempo del relato y Carvalho parece afrontar la escritura del guion con respeto excesivo por el original, en unas ocasiones sugestivamente literario, en otras, más tendente al empacho de una prosa plasmada con demasiada literalidad.

No obstante, A la izquierda del padre resulta una película osada, poética y hermosa.

 

Nota IMDB: 7,5.

Nota FilmAffinity: 7.

Nota del blog: 7.

A %d blogueros les gusta esto: