Bird

24 Nov

“Hey hombre, es sólo música. Es tocar claro y enfatizar las notas bonitas.”

Charlie Parker

 

 

Bird

 

Año: 1988.

Director: Clint Eastwood.

Reparto: Forest Withaker, Diane Venora, Samuel E. Wright, Michael Zelniker.

Tráiler

 

 

            Bien conocida es la afirmación de Clint Eastwood en la que defiende como únicas creaciones culturales genuinas de los Estados Unidos el western y el jazz, precisamente dos temáticas con gran relevancia en su propia vida.

            En unos años en los que parecía experimentarse una fiebre por recuperar las grandes figuras del jazz, bien vía documentales –A Night in Havana: Dizzie Gillespie in Cuba, Thelonious Monk: Straight, No Chaser, producido por el propio Eastwood, Bird Now, precisamente sobre Charlie Parker,…-, bien vía películas –Alrededor de medianoche, sobre Dexter Gordon-, Eastwood, reconocido melómano, propone un retrato, desde el respeto y la cierta admiración a la leyenda pero con fidelidad a su tumultuosa vida –a excepción las licencias cinematográficas pertinentes-, de la figura de Charlie Parker, ídolo personal y referencia en su juventud –incluso había tenido la oportunidad de asistir con adoración adolescente a un concierto suyo en 1947-, uno de los grandes del saxo y una de las principales figuras que en los años cuarenta transportarán al jazz en los años cuarenta a la modernidad con el bebop como medio.

Una cinta por la que los popes de la crítica especializada comenzarían a tomar al californiano en serio, verdaderamente en serio.

            Es esta devoción particular por Parker la que quizás convierte a Bird en el filme más personal del habitualmente clásico Eastwood, que pone especial atención a la forma de un relato que plasma en su estructura y el ritmo el alma de la música del saxofonista de Kansas City (un colosal Forest Withaker poseído por el espíritu de un verdadero jazzman): desordenada, intuitiva, visceral. Un esquema que se fundamenta en la subversión de la linealidad temporal, donde cada momento presente se entrelaza y alimenta de emociones y experiencias del pasado.

A pesar de la veneración que traslucen las imágenes, no es la hagiografía del mito. No se esquivan pasajes oscuros de la vida de Parker, como su adicción a las drogas –en cambio, el racismo aparece tratado de manera más simbólica y tangencial-, fruto de una existencia medida –es una forma de hablar- con extremos para lo bueno y para lo malo; revolucionaria, pasional, incendiaria, intensa, vivida desde las entrañas, desangrando su genialidad a través de cada nota del saxo. Una vida turbulenta y caótica, con el matrimonio con Chan Parker como relativo punto de estabilidad anímica y emocional –el peso de su colaboración en el asesoramiento para el filme, se entiende- en la carrera hacia la destrucción de quien nació con la capacidad de los elegidos para deslumbrar  con la luz de su genio y consumirse en el intento.

            No es  este, no obstante, un abordamiento amarillista, sino que se pondera en lo justo la importancia del lado oscuro de Parker, no supeditando su arte, la verdadera razón de su estrella, al morbo de su decadencia. El músico puede pasar en un momento de lo brillante a lo sombrío –incluso en la fotografía de la película-, pero esto no es The Doors, de Oliver Stone. Quizás le sobra metraje, inevitable en una biografía tan rica en anécdotas, claroscuros y matices, y algún recurso es aún imperfecto, pero es incuestionable que el acercamiento de Eastwood a Charlie Bird Parker trasmite veracidad, consideración y, sobre todo, pasión, como no podía ser menos.

 

Nota IMDB: 7,2.

Nota FilmAffinity: 7,6.

Nota del blog: 7.

13 comentarios to “Bird”

  1. alfon 25 noviembre, 2011 a 02:09 #

    manchas el pantalón por el cacho-perro de clint a cada paso que das o que da…

  2. plared 25 noviembre, 2011 a 04:09 #

    Una muy buena pelicula, que sorprendio por su sensiblilidad. Quizas marco las pautas de lo que seria luego su cine. Algo que pese a lo que algunos opinen, le ha llevado a quizas ser el mas grande director vivo que todavia queda. Por cierto las dos que cometas antes, son en realidad lo peor de su carrera….cuidate

    • elcriticoabulico 25 noviembre, 2011 a 16:10 #

      Sí, Clint es grande. El otro día oí que le comparaban con John Ford y no me parece una cosa demasiada atrevida. Son dos tipos únicos a la hora de hacer grandes las pequeñas historias de la vida humana.
      El otro día comentaba con Altaica lo fallido de la propuesta de Banderas de nuestros padres. Estos últimos años me parece un Eastwood un poco irregular. Su mejor época es el inicio de los noventa, cuando encadena Sin perdón, Un mundo perfecto y Los puentes de Madison.
      Un abrazo.

      • ALTAICA 28 noviembre, 2011 a 03:45 #

        Creo sinceramente que de toda la carrera del director, algo inflada la opinión de muchas de sus películas, yo me quedo como magistral con Sin Perdón. Excelentes son Millón y Gran Torino, más que buena Bird, y no coincido para nada con el valor dado a Un mundo discreto, Los puentes lejanos y Mystic folletinesca. ¿El resto?, de todo pero nada más allá del discreto encanto de lo vulgar. Pero claro no todo el mundo hace algunas de sus películas. ¿El mejor directo vivo? no sé, no sé. Tenemos a Coppola, Allen, Spielberg, Scott, Eastwood y supongo que otros que se me olvidan.

  3. plared 28 noviembre, 2011 a 04:03 #

    Pues dejemoslo en uno de los mejores todavia vivo…..

  4. elcriticoabulico 28 noviembre, 2011 a 22:21 #

    No solo tengo a Un mundo perfecto como una de las mejores de la trayectoria de Clint -justamente considerada, en mi opinión-, sino como mi favorita tras Sin perdón. Fíjate que más inflada me parece Million Dollar Baby, quizás también por el hecho de que alguien que creía hacer una síntesis inteligente de la película me desveló el final antes de verla.
    ¿El mejor director vivo? Posiblemente no, por regularidad, intensidad y capacidad de reinvención puede que sea Scorsese. Allen está bien apuntado, sí, no soy de la opinión de que ahora se dedique a hacer cintas estrictamente “menores”. Coppola tiene un sitio guardado en el cielo con la trilogía de los Corleone y con Apocalypse Now, pero la verdad es que últimamente entrega cada morralla también… como Ridley Scott, que siempre me ha fascinado su estilo, pero también se ha entregado con avaricia a la mediocridad. Spielberg me parece un tipo muy hábil pero no suele entusiasmarme, un poco puerilmente sigo prefiriendo Tiburón de entre todas sus obras. Quizás Terrence Malick es una opción demasiado personal mía, más que cuestionable también, considerado genio y farsante a partes iguales…
    En fin, que con estas cosas nunca se sabe, no es más que opinión. Como bien dice el amigo Plared, dejémoslo en que Clint es uno de los mejores.

  5. Samuel Regueira 15 diciembre, 2011 a 17:38 #

    Bien por Bird. No es tan buena como las mejores dirigidas por Clint, ni tan malas como las peores. Su excelente actor protagonista remata la operación junto a la impagable banda sonora. El biopic no se le da mal a Eastwood. Veremos qué tal le va a J. Edgar.

    • elcriticoabulico 15 diciembre, 2011 a 18:06 #

      A Eastwood se le nota su pasión por Parker pero también que es un contador de historias. Es decir, no cae en el efectismo barato de regodearse en la caída, cediendo buena cantidad de metraje a la verdadera genialidad del músico, ni lo trata de santo, muestra sus claroscuros llevando el filme a su terreno, dándole una forma personal de acuerdo a un esquema narrativo. Quizás me hubiera gustado algo más de ataque a Chan Parker, que sale muy santurrona, pero claro, como era la que asesoraba la película…

  6. roman ganuza 26 enero, 2019 a 01:40 #

    Que interesante el debate sobre Clint y sobre la película. Yo sentí lo mismo, que había puesto pasión, que la admiración se colaba y ese tal vez es el mejor combustible para un biopic. Es verdad que el actor sostiene mucho al film, es una enorme actuación. Que lindo sería leer algo tuyo sobre “Breezy” una comedia de los comienzos de Clint como director, que a mi me enamoró, pero fue un fracaso comercial. Con el inolvidable William Holden en una de sus ultimas intervenciones.

    • elcriticoabulico 27 enero, 2019 a 20:05 #

      Pues tengo un comentario hecho sobre ella, pero es de mis primeros tiempos y me da bastante reparo hasta enlazártela. Creo que debería hacer por aquí una buena limpia de escritos…

  7. roman ganuza 27 enero, 2019 a 20:53 #

    A mi me gustaría mucho verla, sin ningún compromiso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: