It’s kind of a funny story

24 Abr

“La risa debe ser liberadora. Pasamos por momentos muy duros y debemos ayudar a la gente a superarlos. Esa es la misión básica del cine.”

Ruben Fleischer

.

.

It’s kind of a funny story

.

Año: 2010.

Director: Anna Boden, Ryan Fleck.

Reparto: Keil Gilchrist, Zach Galifianakis, Emma Roberts, Zoë Kravitz.

Tráiler

.

             La adolescencia en sí es una locura. Toda esa revolución de hormonas, de sentimientos y desafíos terroríficos puede hacer un lío hasta al más pintado. Un hecho muy cinematográfico, el adolescente que busca su sitio y ha de madurar, normalmente a través de una experiencia especial como rito de paso, como conocer el amor a través una mujer adulta, el reencuentro con las propias raíces, participar en un conflicto o, como It’s kind of a funny story, ingresando en el psiquiátrico por tus tendencias suicidas.

            La película muestra todas esas dificultades de la edad que experimenta Craig (Keil Gilchrist), un chico desconcertado, desnortado, falto de autoestima e insatisfecho que confunde esas frustraciones con depresión suicida, lo que le vale para ingresar así por las buenas en el psiquiátrico, lugar donde conocerá a Bobby (Zach Galifianakis), que ejercerá como cicerone tanto en el manicomio como en ese tránsito a la madurez.

            Establecidos en el circuito indie con relativo éxito, Anna Boden y Ryan Fleck abordan desde la dirección y guion conjuntos esta pequeña historia de búsqueda del sentido de la vida, de la necesidad de comprensión y aprecio, de la valoración del diferente y del cuestionamiento de la cordura y la locura; una historia si bien no demasiado original pero sí llevada a cabo con efectividad, ponderando bien la parte cómica con la dramática y con un decente ritmo narrativo, aligerado por interludios narrados por el protagonista y reflejo de sus procesos mentales al estilo de Trainspotting y otras obras jóvenes y gamberras de similares, en las que se consiguen de vez en cuando algunas imágenes bastante interesantes, pero que no terminan de compensar el exceso de lugares comunes presentes en la cinta, sobre todo en su parte final.

El popular Zach Galifianakis se aleja contradictoriamente del absurdo total de sus personajes habituales pese a interpretar a un lunático, cumpliendo con creces en los aspectos más dramáticos. Algo menos entonada está la parte juvenil del reparto, con un sosete Gilchrist junto con la sobrinísima Emma Roberts y la hijísima Zoë Kravitz como sus musas y parte de peso en su desequilibrio.

Una película simpaticona.

.

Nota IMDB: 7,2.

Nota FilmAffinity: 6,6.

Nota del blog: 6.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: