Archivo | 23:37

Machete

4 Nov

“Muchas películas son demasiado sangrientas. Muchas películas son innecesariamente violentas. Complacen a los auditorios… Ciertamente, son una forma de pornografía”.

Nicholas Meyer

 

Machete

 

Año: 2010

Director: Robert Rodríguez, Ethan Maniquis.

Reparto: Danny Trejo, Jessica Alba, Robert de Niro, Michelle Rodríguez, Steven Seagal, Don Johnson.

Tráiler

 

 

            Está claro que Robert Rodríguez es de esa escasa gente afortunada que disfruta con su trabajo. No hay más que ver su obra: alternancia entre films de acción con el estilo de las películas que a él mismo le hacen disfrutar y películas escritas para -e, incluso, por- sus retoños. No siempre ocurre, pero esta vez me ha transmitido su alegría.

Machete no es más que un entretenimiento paródico de todas las hiperbólicas películas de acción que surgen en la década de los 80’ y los 90’, la época en la que Reagan dominaba la tierra y en la siempre había hueco para un nuevo vigilante –palabra del inglés con un cariz no siempre positivo– que impusiera el reino la paz tras librar su propia guerra. Y aquellos niños que crecieron en ese ambiente ya son lo suficientemente grandes y tienen la suficiente nostalgia como para crear sus propios juguetes.

            La situación actual en los USA conduce ahora a la novedad de que el justiciero sea mexicano, un tipo sangriento pero noble que no va a parar hasta vengar la muerte de su mujer e hija en una explosión de hemoglobina en la que no va a quedar títere con cabeza y mujer atractiva sin seducir. Un guión sencillo pero con destacables detalles de crítica social a propósito del fenómeno de la inmigración ilegal en Estados Unidos más reales de lo que pueda traslucirse, como el caso del proyecto ultraderechista de los minutemen.

En cuanto al reparto, Danny Trejo aporta su exótico carisma al personaje, bien dosificado por Rodríguez para no hacer tan relevante sus carencias interpretativas y, al modo de Tarantino, se recuperan a actores semi-desaparecidos como Steven Seagal (horrible, como probablemente era la intención del director), Don Johnson (realmente bien) y… Bobby De Niro (snif). Las chicas cumplen en su papel de mujer-cañón, habiendo que destacar a Lindsay Lohan en un papel hecho a su medida.

            Así pues, Rodríguez logra lo que pretende, una hora y tres cuartos de pura diversión sin pretensiones. Creo que últimamente se le da mejor que a su amigo Quentin.

 

Nota IMDB: 7,4.

Nota Filmaffinity: 6,2.

Nota del blog: 7.

 

Off Topic: El tema principal ha entrado directamente a lo más alto de la lista de éxitos de octubre en mi piso. Aquí se puede escuchar.

A %d blogueros les gusta esto: